PARA LEER LOS ARTÍCULOS COMPLETOS, HACER CLICK  SOBRE EL TÍTULO O EN COMENTARIOS.
Author: María Renée Batlle
•14:22
Villa San Michele en Anacapri, fue el hogar de un médico suizo, Axel Munthe. Construída en las ruinas de una vieja capilla dedicada a San Miguel, la villa ahora pertenece a la Fundación Axel Munthe y ha sido transformada en Museo. El doctor arribó a Capri en 1885.



La construcción consta de varios niveles. En ella se utilizaron muchos objetos encontrados por Munthe en Capri y algunos otros, donados por amigos.



Hay fragmentos de sarcófagos, bustos y esculturas romanas, columnas de marfil que pueden ser observadas en el jardìn, una tumba griegra, la esfinge de granito que da a la isla de Capri:


Era todavía un joven médico Axel Munthe cuando decidió realizar sus propios sueños y ambiciones estableciéndose en una casa de Anacapri que más tarde se hizo famosa en todo el mundo gracias al libro "La Storia di San Michele".

Fue por su trabajo de escritor que Munthe llegó a ser famoso; ganó reconocimiento por ser un hombre de arte y cultura, así como un filántropo que puso un gran amor por los animales.

Munthe cultivó varios intereses y fue a menudo un precursor. Aún habiendo nacido y fallecido en Suecia, su personalidad fue en cualquier caso de alcance internacional. De hecho transcurrió gran parte de su vida en el extranjero y su obra pertenece a toda la humanidad. Lo demuestran, por ejemplo, las 45 traducciones de "La Storia di San Michele" y el ininterrumpido flujo de visitantes de la Villa San Michele.


A excepción de breves intervalos, Axel Munthe vivió en Capri más de 56 años. Su amor por la amena isla situada en el golfo de Nápoles coincidió con la consolidación de la fama de este lugar de vacaciones escogido por personalidades destacadas procedentes de todo el mundo. Dividió su pasión por la música, la naturaleza y los animales con la reina Victoria de Suecia que por motivos de salud pasó en Capri largas temporadas.

Con el fin de proteger los pájaros migratorios de Capri, que en aquella época corrían peligro de exterminio a causa de una caza indiscriminada, Axel Munthe decidió adquirir el terreno de el Monte Barbarossa con el fin de ofrecer a los pájaros migratorios una zona protegida, de hecho, sostenía que Capri suponía un concierto para los amantes de los pájaros. La música, por lo demás, fue el tema de muchas noches pasadas en compañía de la reina de Suecia que acompañaba con el piano la bella voz de barítono de Axel Munthe, que también sabía tocar el violín y el piano.


Axel Munthe, médico, arqueólogo, escritor, músico, naturalista, viajero incansable y filántropo. Su cuerpo descansa para siempre en su fría Suecia natal, pero su alma revolotea sobre el manto verde y gris de su amada Isola di Capri. Allí quedó para siempre.
|
This entry was posted on 14:22 and is filed under . You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.